domingo, 23 de junio de 2013

¡Segundo fragmento!

Os dejo un segundo fragmento, es el comienzo de un libro que estoy escribiendo espero que os guste:


La Historia de Steven, Steven Greip.

Mi nombre es Steven, Steven Greip para ser más exactos, pero mi nombre y mis apellidos dan igual cuando todo el mundo te conoce como: “El loco”, no es que este loco, las cosas que veo son reales. Hoy he quedado con Samy, mi mejor amiga. Nos conocimos hace cinco años cuando yo tan solo tenía diez años. Estábamos en un parque, un viejo parque en el que solo había un columpio. Ella estaba sentada en arena, dibujando cosas extrañas, cuando la vi me acerque a ella, ya no recuerdo como fue pero supongo que como todo, “Hola, ¿Qué haces?” y de ahí entablaríamos algún tipo de conversación. Vive en frente mío, los dos vivimos en un viejo edificio de apenas cinco plantas, custodiado por un viejo monstruo, maloliente y borracho llamado Silius. Nuestro edificio no está muy lejos del centro de Bremen, una preciosa ciudad no muy lejos de Berlín, Alemania. 
-          Steven venga baja amor mío – grita mi madre, con su dulce voz. Mi madre es la única persona que me cree, para los demás soy un loco, un maniático.
-          ¡Ya voy mama! – contesto, mientras bajo las escaleras corriendo. Entro en la cocina, mi madre, la cual cocina genial, ha preparado huevos fritos, patatas, bacon y un gran tazón de cereales con tortitas. Desayuno corriendo, casi atragantándome con los cereales, como siempre. En cuanto acabó la doy un beso en la mejilla y salgo corriendo a buscar a Samy. Ella vive sola, no sé nada de sus padres, abuelos ni tíos, tan solo sé que su hermano murió cuando ella tenía tres años.

La puerta de su casa está abierta, como siempre. A veces la insisto diciéndole que venga a mi casa, que duerma en la habitación de invitados, que he de reconocer que es la habitación más bonita de mi casa, pero ella nunca quiere. Samy siempre me ha contado sus mil y una técnicas para adivinar lo que va a suceder en un futuro no muy lejano, la verdad es que son muy convincentes y en algunos casos ha acertado.

Escrito por Tributo Cato.


¿Qué opinas?

0 comentarios:

Publicar un comentario